Como comprar un objetivo

Fotografía, Personal Dejar un comentario

Aprovechando que estos días he estado intercambiando opiniones con un amigo sobre un objetivo que quería comprarse y que últimamente tengo, para mi desgracia, mucho tiempo libre he decidido escribir un post sobre como elegir un objetivo.

No resulta irónico que escriba estas líneas con una pierna escayolada a lo James Stewart.

Si eres de aquellos que tienen una reflex y siguen con los objetivos del kit lamento decirte que tiraste el dinero y deberías haberte comprado una compacta o una bridge. Sacarás mejores fotos por menos dinero y te será mucho más cómodo.Cuando compramos una reflex, especialmente la primera que compramos, lo hacemos comprando un kit. Es más económico y nos sirve para familiarizarnos. Así hice yo con mi Nikon D60 y sus objetvos 18-55mm y 55-200mm.

Una vez que nos hemos acostumbrado a una reflex y tenemos claro que tipo de fotografía vamos a realizar viene la díficil elección. Que objetivo comprar, que marca, etc

En lo siguiente supondremos que hablamos de focales para camaras APS-C y no Full-Frame, con lo cual para conseguir la focal “real” será necesario multiplicarla por el factor de multiplicación de la cámara. Para Nikon es 1.5, con lo cual un 35mm equivaldría en una Full-Frame a 35mm * 1,5 = 52.5mm. Canon tiene un factor de multiplicación de 1.4.

Antes de comprar un objetivo tenemos que tener muy claro para que tipo de fotografía lo queremos y además tendremos que estar familiarizados con los siguientes conceptos:

Reflexiones antes de comprar una reflex o nuestro primer objetivo

Antes de decidirse a comprar una cámara reflex o en su defecto si ya tenemos una y vamos a comprar nuestro primer objetivo sería recomendable hacer una pequeña reflexión antes.

¿De verdad necesitamos una cámara reflex?

Una cámara reflex signifca una inversión considerable de tiempo y dinero. Para sacarle el máximo provecho habrá que invertir más dinero en objetivos. Además su uso es complejo y requiere tiempo. Y si todo esto no te ha asustado piensa que tendrás que cargar un un gran bulto, especialmente si llevas varios objetivos.

Mi recomendación es que si lo que quieres es disparar rápido para tener fotos y/o recuerdos compres una cámara bridge o una compacta que a día de hoy te permitirán sacar muy buenas fotos en la mayoría de las situaciones.

Una cámara reflex implica el que te guste la fotografía, en extremo, requiere tiempo y dedicación. A todo esto sumale el desembolso económico y lo poco cómodo que es cargar con el material. Sólo te compensará si tienes mucha afición por la fotografía.

Si te vas a comprar una reflex para quedarte sólo con los objetivos del kit no pierdas ni tiempo ni dinero. Comprate una bridge o una compacta.

Angulares

Consideraremos como objetivos angulares aquellos objetivos con una distancia focal menor de 35 mm. Se pueden subclasificar en:

  • Ojos de pez.
  • Super angulares.
  • Angulares.

Estos objetivos, como indica su propio nombre, proporcionan un gran angulo y se suelen utilizar para fotografía de paisajes o arquitectónica. Debido al gran ángulo que ofrecen tienden a distorsionar la imagen con un “efecto tonel”.

Cuanto mayor ángulo, menos mm, mas se acentúa el efecto tonel. En formato Full-Frame la visión del ojo humano equivale a 50mm. En una cámara APS-C con un factor de multiplicación de 1.5 equivaldría a un objetivo de 35mm, aproximadamente. Esto significa que utilizando una focal de 35mm, en una cámara APS-C, se introducirá muy poca distorsión. Cuanto menor sea la distancia focal mas se acentuará la distorsión. Esta distorsión normalmente no es apreciable para el ojo humano salvo cuando utilizamos distancias focales muy bajas. Con objetivos ojos de pez la distorsión es evidente.

Los objetivos tipo de pez se utilizan antes de la llegada de los ordenadores personales y el software de retoque fotográfico para realizar fotografía creativa y lograr efectos que no era posible conseguir de ninguna otra forma.

Teleobjetivos

Consideraremos como teleobjetivos aquellos objetivos con una distancia focal entre 35mm y 200mm. Estos teleobjetivos normalmente también se les conoce como zoom.

Estos objetivos se utilizan para fotografiar objetos a distancia. A mayor distancia focal más se acerca el sujeto al que queremos fotografiar.

Estos objetivos tienden a perder luminosidad cuanto mayor es la distancia focal utilizada al igual que tienden a difuminar el fondo de la foto. Es decir que el sujeto sobre el que se haga el enfoque saldrá enfocado y el resto tendrá  a estar difuminado.

El uso más común de estos objetivos suele ser para fotografía de naturaleza y deportiva, en algunas situaciones, retratos o para fotografiar detalles de monumentos.

Superteleobjetivos

Son teleobjetivos extremos de más de 200mm.

Estos objetivos se utilizan para fotografía de naturaleza y deportiva.

Son bastante caros, especialmente los profesionales. Un objetivo de este tipo “amateur” de 120-400mm puede costar nuevo unos 900€.

Dado que los teleobjetivos tienden a perder luminosidad cuanto mayor es la distancia focal estos objetivos no suelen ser muy luminosos. Los superteleobjetivos profesionales suelen ser más luminosos y eso se nota en el precio, y bastante.

Una alternativa más barata a un teleobjetivo puede ser el digiscoping. Se trata de acoplar una cámara a un objetivo permitiendo rangos focales mayores que los teleobjetivos aunque la calidad de las fotografías se resiente.

Multiplicadores o teleconvertidores

Los multiplicadores son accesorios que se situan entre la camara y el objetivo y permiten aumentar la distancia focal. Un objetivo de 400mm usado con un multiplicador 2x tendrá una distancia focal de 800mm.

Antes de decidirte a comprar uno debes de saber que este aumento de la distancia focal se hace a cambio de perder luminosidad en el objetivo, y puede que hasta sea necesario enfocar en manual. Esto hará que en situaciones con poca luz sea imposible utilizar el multiplicador. Para fotografía de naturaleza esto es un gran inconveniente, ya que en cuanto empiece a escasear un poco la luz si el objetivo no es muy luminoso será completamente inutil con el multiplicador.

Objetivos macro

Estos objetivos se utilizan para fotografiar objetos pequeños con detalle como monedas, insectos, flores …

A priori mucha gente piensa que para estas tareas lo mejor es un objetivo con cuanto más mm mejor. El problema de los teleobjetivos y superteleobjtivos es que su distancia de enfoque suele ser grande. Esto hace que tengamos que estar separados del sujeto a fotografiar lo que implica una perdida de efectividad.

 Los objetivos macro permiten enfocar a  muy corta distancia, son siempre de focal fija y el factor de amplificación sera 1:1.

No estoy muy familiarizado con la fotografía macro, con lo cual espero no haber puesto ninguna burrada.

Una alternativa barata puede ser utilizar anillos o tubos de extensión. Son tubos huecos sin ninguna óptica que se situan entre el cuerpo de la cámara y el objetivo que aumentan la distancia entre el objeto a fotografiar y el plano focal. Con esto se consigue disminuir la distancia de enfoque y aumentar el tamaño del objeto a fotografiar en el sensor. Es una alternativa barata a comprar objetivos macro, pero hay que tener en cuenta que si los tuvos de extensión no disponen de contactos para la electrónica de la camara nos tocará hacer todo en manual.

Recomendaciones generales a la hora de elegir una distancia focal

Obviamente dependerá del tipo de fotografía a realizar. Pero antes de entrar a eso:

  • Es preferible utilizar objetivos de focal fija ya que suelen proporcionar una mayor nitidez. Son menos versátiles y más caros.
  • Cuanto menor número f, mejor. Serán más luminosos con lo que permitirán disparar a mayores velocidades de obturación reduciendo de esta forma la cantidad de fotos que nos salen “movidas”. Para mi los objetivos ideales tienen número f 2.8 o inferior.
  • Evitar objetivos con un rango focal excesivo, por ejemplo 18-200mm. Son muy versatiles pero este tipo de objetivos suelen perder nitidez, además de no ser extremadamente luminosos. Esto hará que en cuanto no haya unas condiciones ideales de luz se empiece a complicar sacar “buenas” fotos.

Mis recomendaciones en cuanto a distancias focales:

  • Fotografía de paisajes: hasta 24mm.
  • Fotografía de edificios: hasta 18mm, por no ser muy radical. Alguna vez he tenido problemas con 18mm ya que no me daba ángulo suficiente. Teleobjetivos desde 100mm para obtener detalles de los edificios.
  • Panorámicas: 35mm.
  • Retratos: desde los 50mm hasta los 100mm.
  • Fotografía de naturaleza: objetivos macro para insectos, flores, …  y teleobjetivos/superteleobjetivos desde 150mm para aquellos animales que no sea fácil acercase.
  • Fotografía de deportes: Teleobjetivos y superteleobjetivos desde 150mm.
  • Fotografía todo terreno: Si queremos tener un objetivo para el día a día y que nos valga para la mayoría de situaciones minimizando el cambio de objetivos yo compraría un objetivo con un rango focal comprendido entre los 24mm y los 90mm.

 El infierno de las siglas en los objetivos

Una vez que tengamos claro que tipo de objetivo necesitamos empezaremos a ver objetivos y a sentirnos un poco abrumados con tanta sigla si no estamos familiarizado con ellos.

Lo siguiente es un resumen de las siglas según la marca.

Objetivos Nikon:

  • VR: estabilizador de imagen.
  • AF: autoenfoque.
  • IF: internal focus. El enfoque se hace de forma interna, sin que la lente sobresalga.
  • G: la lente no tiene un anillo de abertura. Todas las ópticas modernas son de este tipo.
  • ED: extra-baja dispersión. La luz que entra en el objetivo no se dispersa entre los elementos de cristal del objetivo. Mayor nitidez y menos aberración cromática.
  • DX: sensor del tipo APS-C. La focal deberá multiplicarse por el factor de conversión para obtener la focal equivalente en Full-Frame. En Nikon este factor es de 1.5.
  • FX: sensor de tipo Full-Frame. Sin recorte.

Objetivos Canon:

  • EF: objetivos para cámaras Full-Frame.
  • EF-S: objetivos para cámaras APS-C.
  • L: objetivos de gran luminosidad.
  • UD: baja dispersión. Menor aberración cromática y mayor nitidez.
  • IS: estabilizador de imagen.
  • USM: motor ultrasónico de enfoque. Enfoque más rápido y silencioso.
  • IF: enfoque interno. El enfoque se hace de forma interna, sin que la lente sobresalga.
  • DO: objetivos con elementos difractivos. Reduce el tamaño y el peso del objetivo.

Objetivos Tamron:

  • Di: objetivos para reflex digitales APS-C y Full-Frame.
  • Di II: objetivos para reflex digitales APS-C.
  • Di III: objetivos para compactas.
  • SP: alto rendimiento. Objetivos de gama alta.
  • AF: autoenfoque.
  • VC: Estabilizador de imagen.
  • USD: enfoque más rapido y silencioso.
  • XR: Cristal de alto índice refractivo. Permite reducir el tamaño del objetivo.
  • LD: Cristales de baja dispersión. Mejora la nitidez y reduce las aberraciones cromáticas.
  • IF: Internal focus. El enfoque se hace internamente, sin que la lente sobresalga.
  • PZD: Motor de autoenfoque ultrasónico. Enfoque más rápido y silencioso.

Objetivos Sigma:

  • EX: objetivos de gama alta.
  • DG: objetivos para reflex digitales APS-C y Full-Frame.
  • HSM: motor hipersónico de enfoque. Enfoque más rápido y silencioso.
  • OS: estabilizador de imagen.
  • APO: libre de aberraciones cromáticas (en teoría).

Objetivos Tokina:

  • AT-X: objetivos de gama normal.
  • AT-X Pro: objetivos de gama alta.
  • DX: objetivos para cámaras APS-C.
  • FX: objetivos para cámaras Full-Frame.
  • AF: Autoenfoque.
  • IF: Internal focus. El enfoque se hace internamente.
  • SD: baja dispersión. Mejora la nitidez y reduce la aberración cromática.
  • AS óptica asférica. Corrigen la aberración esférica y las aberraciones en los bordes de la imagen.

WP Tema.
Traducido por Autos
Entradas RSS Comentarios RSS Acceder